Mérida, Yucatán; 27 de noviembre de 2021 (ACOM).- El director del Instituto de Movilidad y Desarrollo Urbano Territorial (Imdut), Rafael Hernández Kotazek, aclaró que hubo varios factores para determinar el tamaño de los «parabuses» que servirán para la espera del circuito «Va y ven» en el periférico de Mérida, principalmente, el espacio para instalarlos.

Luego de que en redes sociales se viralizaran fotografías en las que se comparaba paraderos instalados en el sur y con otros del norte de la urbe, el funcionario estatal reconoció que sí hay sitios más pequeños que otros, aunque dijo que esto obedece al factor espacio y demanda de cada uno.

Por ejemplo, señaló que de los 69 parabuses hay cuatro sitios con amplia capacidad para los ciudadanos en espera de un autobús, 28 son fijos, mientras que otros 41 podrían ser movidos si la demanda o su ubicación lo requiere.

«Tenemos el parabús de Quetzalcóatl, está Héroes, que es el más grande de todos, y el de Sodzil, frente a la Universidad Marista, como los más extensos. Luego hay 25 que son pequeños porque la escarpa o acera, prácticamente, no da. Nosotros nos tuvimos que adecuar al espacio brindado, procurando atender la demanda ciudadana», explicó.

En cuanto al cobro por el servicio, se dejó en claro que por el momento no habrá, pues aún se deben efectuar varios estudios para definir una tarifa que sea la adecuada para el usuario, pero que también permita que el servicio sea rentable para el concesionario.

«Lo que queda del año la ruta es gratuita, y el costo lo estaremos definiendo durante todo este mes, estaremos preguntando, haciendo diversas encuestas a la gente que estará arriba», comentó.

«Otra de las cosas que tendría que evaluar, es la distancia que recorre la gente. Lo que sí podría comentar es que a partir de enero, ya estaría cobrándose el servicio», remarcó.

Precisó que un servicio como el del «Va y ven» tendría que cobrarse hasta en 17 pesos, aunque se recalcó que los ciudadanos pagarían mucho menos para apoyar su economía.

Se informó que los autobuses, con capacidad para 80 personas, brindarán servicio de 05:00 a 23:00 horas, partiendo de las estaciones Quetzalcóatl, Tixcacal, Nora Quintana y la Facultad de Ingeniería de la UADY, con frecuencia de entre 15 y 20 minutos.