Mérida, Yucatán; 17 de marzo de 2022 (ACOM).- Advierten a turistas nacionales y extranjeros que será obligatorio el uso de cubrebocas durante su estancia en la zona arqueológica de Chichén Itzá con motivo del equinoccio de primavera.

El director del patronato Cultur, Mauricio Díaz Montalvo, aseguró que tanto las autoridades locales como federales vigilarán que todos los visitantes que acudan a este sitio, entre el 19 y el 22 de marzo, cumplan con las medidas de bioseguridad establecidas, pues insisten en que estas tendrán que respetarse al pie de la letra.

«El uso de cubrebocas es obligatorio dentro y fuera de la zona arqueológica, durante el equinoccio, y vamos a tener personal pidiéndoles que lo pongan y lo usen y vamos tener el apoyo de la Secretaría de Seguridad y la Guardia Nacional para que se haga», señaló.

Cabe recordar que el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) informó que entre el 19 y el 22 de marzo se reforzarán las medidas de salud en Chichén Itzá, debido a que el equinoccio de primavera atrae a miles de turistas que buscan apreciar el fenómeno de luz y sombra.

También, Díaz Montalvo informó que el 20 y 21 de marzo no abrirá el estacionamiento del parador turístico, por lo que se va a habilitar la pista de aterrizaje que se encuentra al norte del sitio que servirá como estacionamiento.

Asimismo, habrá 12 autobuses que estarán brindando servicio de transporte para acudir a la zona arqueológica que tendrá un aforo de 15 mil personas como máximo por día, aunque reconoció que no se espera alcanzar esta cifra.

«Realmente, en 2019 llegaron un poco menos de 15 mil personas. No creemos que sea necesario rebasar el aforo, en esta ocasión. Tal vez el próximo año sí porque ahorita, estamos avisando una semana antes de que sí estará abierta la zona arqueológica y me imagino que mucha gente no pudo planear su viaje para venir a apreciar el espectáculo», remarcó.

Se espera que el 21 de marzo sea el día con la mayor concurrencia de personas, por lo que se pondrá mayor énfasis en la vigilancia de la seguridad de todas las personas que acudan a este sitio arqueológico.