Mérida, Yucatán; 4 de marzo de 2022 (ACOM).- Empresarios del ramo turístico esperan la confirmación sobre un eventual cierre de la zona arqueológica de Chichén Itzá, para el 21 de marzo.

Según se informó, las condiciones de la pandemia generarían que se tenga que tomar medidas para evitar que haya grandes concentraciones, situación que se presenta en este sitio arqueológico en esta fecha, sobre todo de quienes acudían para presenciar el «descenso de Kukulcán».

El cierre de este sitio significa un duro golpe para los prestadores de servicios y para los propios visitantes.

Aunque no se ha confirmado, todo parece indicar que Chichén Itzá estará cerrado del 20 al 24 de marzo, como medida precautoria para evitar aglomeraciones en el sitio arqueológico, medida que se aplicaría por tercer año consecutivo.

El INAH estaría haciendo oficial el eventual cierre del sitio y otros más, mañana sábado 5 de marzo, mediante un dictamen de la situación.

Pese al cierre, los turísticas podrían apreciar el fenómeno de luz y sombra, pues este se aprecia varios días antes y varios días después del inicio de la primavera, aunque se insistió en la importancia de que haya un plan para aplicar medidas sanitarias en eventos con alta afluencia.

«Entendemos la postura, pero si queremos que las autoridades nos entiendan de qué, se debe agilizar las medidas de seguridad para actividades multitudinarias, de modo que no se tenga que seguir cerrando el sitio», apuntó.