PLANTACCIÓN

Por Víctor Hugo Lizama Morales

Viajando por el “Pueblo mágico de Bacalar”, en el estado de Quintana Roo, conocimos un hotelito llamado “Akal Ki” donde se ocupan de cultivar diversos vegetales.

La gran parte de lo que ofrecen en su restaurante se cultiva ahí mismo. Pudimos ver papayas, pitahayas, rábano, cilantro, limones, piña, etc. Aparte de frutas y verduras, también producen lo que necesitan en su spa para hacer tinturas de romero, albahaca y ruda. Entre tantas plantas encontramos a la maravillosa chaya y a la fantástica moringa, de las cuales queremos hablarles hoy.

Diversos estudios señalan que la chaya es rica en hierro y proteína de buena calidad (cerca de 5.7% de proteína), pero que también contiene fibra cruda (1.9%), calcio (199 mg/100g), potasio, vitaminas A y C, además de compuestos carotenoides, minerales magnesio, sodio, cobre y zinc, esenciales para las funciones cerebrales y el crecimiento.

Las propiedades nutricionales de sus hojas son superiores a las de la espinaca, amaranto, col o lechuga;  y su consumo más común consiste en degustar sus hojas crudas en ensalada, aunque también pueden ser ingeridas después de una ligera cocción; sin embargo, su consumo más común, para propósitos medicinales es en forma de té o en cápsulas, para lo que se utilizan, principalmente, sus hojas, aunque también se puede preparar infusiones con tallos y raíz. Según los reportes, de esta manera se obtienen los mejores beneficios como disminución de los niveles de glucosa en sangre para diabéticos, regulación de la presión arterial alta y, además, en el paquete viene incluido el suministro de antioxidantes.

Por su parte, la moringa se usa para combatir 300 enfermedades distintas. Destaca como un potente aporte nutricional y energético, con propiedades antioxidantes, antiinflamatorias, antihistamínicas, antibacterianas, eupépticas (favorece la digestión), emolientes, dermoprotectoras, y antifúngicas.  Altamente efectiva en el tratamiento de afecciones crónicas como la diabetes y la artritis. Ayuda a reducir los niveles de colesterol y a la larga previene los accidentes cardiovasculares. Combate los síntomas de los procesos alérgicos.

Existe una mezcla de ambas plantas llamada “Chayamor” y se consume en cápsulas. Frascos de 80 cápsulas disponibles en Casa14 calle 72 #411-C x 41 y 43 Av. Reforma , Mérida.

Mi correo es: victorhugo.moringa@gmail.com