Izamal, Yucatán; 2 de mayo de 2021 (ACOM).- Cansados de las vueltas para recuperar su dinero, más de medio centenar de familias presentaron una queja masiva al comisario municipal Gílmer Chan para que intervenga ante el responsable intelectual del escandaloso fraude en contra de 150 familias de esta localidad por parte del profesor Silvestre Fernández, quien en su momento les pidió a nombre de una organización entre cinco y diez mil pesos para un apoyo de vivienda.

Después de aproximadamente cuatro años de promesas de la devolución del efectivo, los habitantes de la comisaría de Citilcum alzaron la voz para exigir la intervención de las autoridades judiciales, quienes siguen sin ejercer acción legal en contra de ese individuo.

Hoy a eso de las tres y media de la tarde, los vecinos se reunieron en la cancha municipal, hartos de las mentiras a la que sistemáticamente a recurrido el maestro Silvestre para evadir su compromiso de reintegrar el dinero que asciende a varios cientos miles de pesos.

A pesar de que se le intentó contactar telefónicamente, el maestro Silvestre no respondió a los varios intentos, como suele ocurrir cuando se le cuestiona sobre este caso.

De acuerdo con los afectados, los dejaron nuevamente plantados ya que el pasado 30 de marzo fueron citados por Silvestre Fernández y no llegó; luego les volvió a citar el día 15 de abril y tampoco se presentó. Quince días después la historia se repitió y este domingo sumó la cuarta ocasión consecutiva que no acudió a la reunión prometida.

Los ciudadanos exigieron al señor Alonzo Uitz Can, quien estaba presente y fue parte de la organización, exigir a Silvestre Fernández que dé la cara al pueblo.

Por su parte, el comisario municipal Gílmer Chan, llamó vía telefónica al ingeniero Jorge Canto, quien habría realizado las inscripciones a este presunto fraude, pero este dijo desconocer el paradero del profesor Silvestre.