Mérida, Yucatán; 4 de diciembre de 2019 (ACOM).- Analizan empresarios la posibilidad de ampararse contra un derecho que los visitantes tendrán que pagar por ocupar habitaciones de hotel el próximo año en Yucatán.

La medida, que se encuentra como propuesta en la Ley de Ingresos del estado, contempla el cobro de 35 pesos por persona que ocupe un cuarto, estrategia que ya ha sido rechazada por los hoteleros.

De hecho, la dirigencia nacional de la agrupación de hoteles aseguró que apoyará a los empresarios locales si deciden llegar a esta instancia.

“El tema del amparo es en el caso de que no llegáramos a un acuerdo, es una última instancia. Yo espero que haya la sensibilidad política para sentarse a platicar con la asociación para atender este tema”, dijo Juan José Fernández Carrillo, presidente de la Asociación Mexicana de Hoteles.

“Yo no quiero tener un escenario tan trágico, pero es importante que ellos (el gobierno) le den la justa importancia a este tema que porque no puede ser que pretendan cobrar un impuesto que no se cobra en ningún lado del país”, apuntó.

“La intención de la asociación de Yucatán es que no se cobre, pero yo estoy hablando de lo que he trabajado en los otros estados en los que no se cobra de plano, se han sentado a platicar”, agregó.

Luego de participar en un acto ante socios de la asociación local de hoteles, el líder de este sector en México explicó que el derecho que pretende cobrar el gobierno yucateco es similar al que se cobra en Quintana Roo, aunque aseguró que las diferencias entre este mercado y Yucatán, impiden que el gravamen tenga razón de ser.

De hecho, señaló que recientemente se echó para abajo una propuesta similar en Oaxaca, luego de varias gestiones ante el gobierno de dicho estado.

Externó que, si el ejecutivo pretende obtener recursos ante los recortes a su presupuesto, tendría que pensar en otras alternativas que no afecten los empresarios.

“Yo le pediría al gobernador del Estado que se sentara a tener una plática con los dirigentes de las asociaciones, con los hoteleros como lo hacen en todos los estados porque a final de cuentas, todos merecen atención. Estoy seguro que lo hace, bueno, hay que platicar un poco más y buscar un buen acuerdo, es mejor tener un buen acuerdo”, afirmó.

Aseguró que el sector que encabeza, y en especial de Yucatán, ya se encuentra afectado con pagos como el de energía eléctrica y otros impuestos a nóminas y servicios básicos, por lo que, advirtió, que uno más significaría que los hoteles tengan que prescindir de personal.

“Desgraciadamente tendríamos que tener un número más limitado de trabajadores en los hoteles, tendríamos que pensar en estrategias porque ya no vamos a poder con esas cargas. Es imposible que piensen que un hotel gana mucho dinero. Habría que sentarse para ver todo lo que tiene que pagar un hotel”, sentenció.

Asimismo, pidió que el gobierno estatal voltee a ver a las plataformas tecnológicas que operan sin permiso, por lo que consideró que estas deben ser las que paguen dicho impuesto.

La Asociación Mexicana de Hoteles reiteró que la posibilidad de un amparo contra el derecho que se les pretende cobrar solo será realidad si los empresarios locales la avalan como estrategia.