Mérida, Yucatán; 19 de septiembre de 2019 (Thelmo Zapata/ACOM).- El expresidente de Colombia, Juan Manuel Santos, minimizó el resurgimiento de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) tras los acuerdos de paz, al asegurar que la situación “es preocupante, más no una catástrofe”.

Durante la inauguración de la 17ma. Cumbre Mundial de Premios Nobel de La Paz en Mérida, el exmandatario aseguró que el pueblo colombiano no permitirá que nadie les robe de nuevo su derecho a la paz, esto tras los dichos de comandantes en desacuerdo con la deposición de las armas.

“Eran tiempos de esperanza y de desafíos, y lo pactado se cumplió, miles de mujeres y hombres combatientes de la FARC entregaron sus armas a las Naciones Unidas y se fundieron para hacer tres monumentos para la paz”, explicó.

“Desaparecieron como grupo armado y se convirtieron en un partido político con representación en el Congreso Nacional. De eso se trata la paz, de cambiar las armas por la palabra, de cambiar las balas por los votos”, señaló el galardonado por Premio Nobel de la Paz 2016 por sus esfuerzos por tratar de finalizar la guerra civil de más de 50 años en ese país sudamericano, que dejó como saldo ocho millones de víctimas y más de 250 mil muertos.

“Por eso estamos en Mérida, para alzar la voz y decir que no vamos a desfallecer en la búsqueda de La Paz entre los pueblos y los seres humanos, con la naturaleza, por que por cada gobernante insensato hay millones de ciudadanos dedicados a proteger la vida y la convivencia”, dijo en su discurso inaugural.

“Por cada terrorista cerrado por el odio, hay millones de hombres y mujeres luchando por una sociedad justa”, señaló Santos.

“No estamos aquí para darnos palmaditas en la espalda para decir que todo está bien, estamos para dejar una marca por la paz y para invitar a otros a que se unan a este nobilísimo propósito”, agregó.

“En Colombia -por la Cumbre 2017 realizada en Bogotá- hace dos años y medio estaba pasando algo maravilloso (los Acuerdos de Paz), es una oportunidad para la unir las voces de quienes trabajan por el planeta de producir un aire renovador de esperanza”.

“Buscar la paz es defender la vida y defender la vida es nuestra causa común, la causa más importante que existe”, concluyó Santos.