Valladolid, Yucatán, 18 de mayo de 2020 (ACOM). – Por un descuido, un cazador accionó su escopeta de perdigones y se hirió una pierna en la comisaría de Popolá.

El herido, de 35 años de edad, decidió salir a cazar algo para poder comer, tomó su arma calibre 16 y se dirigió al monte. En el camino, sin querer la detonó.

Al lugar, acudieron agentes municipales y de la Secretaría de Seguridad Pública quienes tomaron conocimiento de los hechos.

El cazador fue atendido por paramédicos que se encargaron de trasladarlo al hospital General de Valladolid para su atención médica.