Merida, Yucatán; 29 de julio de 2020 (ACOM).- La incertidumbre del regreso a clases en Yucatán ocasionaría la pérdida de casi mil millones de pesos en derrama económica para comerciantes que ofrecen artículos de papelería, uniformes, mochilas y calzado.

El presidente de la Cámara Nacional de Comercio de Mérida, Michel Salum Francis, señaló que por la contingencia sanitaria los padres de familia dejarán de adquirir útiles escolares, ante el anuncio que el próximo ciclo será en su mayoría con clases en línea.

Salum Francis estimó que sus agremiados que se dedican a este giro perderían unos 940 millones de pesos, derrama obtenida en 2018 y 2019.

“La pandemia sigue golpeando al comercio, ahora es el turno de las empresas de papelería, librería, tiendas de uniformes, zapaterías, por señalar las más importantes, con ello, a una cadena de productos que realizan de manera artesanal otros comercios, es un daño muy grande para la economía local”, dijo.

El dirigente empresarial dijo que las empresas dedicadas a la venta de papelería la han pasado mal desde el inicio de la contingencia sanitaria, ya que con la popularización del trabajo en casa se han dejado de adquirir consumibles como papel, plumas y tóners.

Salum Francis reiteró que el regreso a clases será complicado para la economía local, ya que por obvias razones no se podrán realizar las tradicionales ferias de útiles en el Centro de Convenciones y no se advierte una mejoría a corto plazo.

“Muy posiblemente el próximo ciclo escolar se realice de manera virtual y eso cambiará de manera muchas de las tareas comerciales y de servicios que estaban consolidadas en la economía local de Yucatán”, advirtió.