Mérida, Yucatán; 14 de julio de 2021 (ACOM).- La Fiscalía del Estado continúa con la indagatoria de la denuncia presentada por el Ayuntamiento de Mérida previo al día de la elección -6 de junio- cuando fue suplantado un número telefónico adscrito al municipio y desde donde se realizaron llamadas telefónicas con mensajes electorales.

Alejandro Ruz Castro, presidente municipal interino explico que, hay dos investigaciones que se siguen por este hecho, una denuncia del fuero estatal, otra más del fuero federal presentada por la empresa Teléfonos de México (Telmex), contra quien o quienes resulten responsables por las llamadas que se realizaron previo al día de la elección.

Detalló que, la autoridad municipal realizó una investigación interna y se comprobó que las llamadas realizadas desde el número telefónico 9999 24 6900, perteneciente a la Unidad de Atención Ciudadana, no se realizaron desde esta oficina, por lo que se procedió a solicitar a la empresa Teléfonos de México que realizará un peritaje donde se certificó que, las llamadas se hicieron desde otro sitio y otro número telefónico.

Agregó que, el municipio se mantiene atento a la denuncia presentada a la Fiscalía, que desde la Unidad Cibernética continúa con la investigación y deberá emitir el resultado de la investigación, así como el hecho de que la empresa inició un procedimiento federal por este mismo hecho.

Sobre otros temas, Ruz Castro habló sobre la sesión de Cabildo que se deberá realizar para el regreso a funciones del alcalde con licencia Renán Barrera, explicó que, se realizará una sola sesión de Cabildo el día 22 de julio, en la que, Barrera Concha retomará el cargo y en esa misma sesión, el cuerpo edilicio designará a un nuevo secretario general de la Comuna.

Sobre los avances de la obra del paso deprimido del Paseo de Montejo, expuso que, se encuentran en los últimos detalles de la obra y se entregará a tiempo. Se han presentado demoras debido a las lluvias que se han presentado estos días, pero los avances son solo de detalles y en este momento se realizan los peritajes sobre los “colados” en muros y cimientos para garantizar la rigidez de las placas de concreto.

“La movilidad para transporte público se mantendrá una vez terminada la obra. Únicamente el 0.5% del transporte no podrá transitar sobre esta vía, esto es, el transporte pesado, camiones y equipos muy pesados, por su rodaje y su volumen”, aseguró.

Con el apoyo de la Secretaría de Seguridad Pública se han completado los mecanismos para el desvío de este tipo de vehículos por esa zona de la ciudad, a fin de que el paso se mantenga operativo.

“La previsión al elevar la carpeta de rodaje vial, no permitirá que transporte de gran volumen tenga acceso a esta vía. Sí podrá hacerlo el transporte público urbano y los vehículos de circulación estándar de la ciudad, no así los camiones de carga y tracto camiones”, finalizó.