Ciudad de México; 29 de noviembre de 2022 (Excélsior).- En octubre de 2022 las exportaciones tuvieron una caída de 4.17% en términos mensuales, comparado con el mes previo, mientras que las importaciones mostraron una contracción de 2.4 por ciento, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

«La publicación de los datos de comercio exterior muestra un daño moderado al caer las exportaciones en 4.17% mensual, el segundo peor desempeño en 20 meses, con bajas generalizadas entre la gran mayoría de los componentes. Ello conecta a México con la inercia negativa que ha vivido la industria global y podría ser la puerta de entrada al contagio de una eventual crisis”, alertaron analistas del Grupo Financiero Monex.

De acuerdo con el reporte del Inegi, las exportaciones de petróleo se contrajeron 11.1 por ciento en términos mensuales, mientras que las no petroleras en 3.7 por ciento. A su interior destaca la caída de 4.3% en las exportaciones manufactureras y de 2.9% en las automotrices, en tanto se desplomaron 5.0% las otras categorías de las manufacturas.

El dato se “encuentra dentro de los peores desempeños para los últimos 20 años y advierte de meses complicados en tanto las condiciones de las cadenas globales de valor se han deteriorado en lo que va de noviembre”, señalaron los expertos de Monex.

Por su parte, las exportaciones agrícolas tuvieron un alza de 4.7% durante octubre frente al mes previo, y la minería un repunte de 16.3%. Las importaciones de bienes de consumo se contrajeron 12.2 por ciento.

Vientos en contra 

Para analistas del grupo financiero Banorte, existen algunas señales de enfriamiento en el comercio, lo que podría deberse a una moderación de la demanda ante el mayor apretamiento monetario de los bancos centrales a nivel global; y prevalecientes distorsiones de oferta en China, con las políticas de Cero covid aún implementándose.

Los analistas de Monex alertaron que el comercio exterior será el segmento más golpeado durante 2023, con varias contracciones durante los próximos seis meses.

Asimismo, la dinámica podría afectar al tipo de cambio, pues las exportaciones siguen siendo uno de los principales flujos de entrada de moneda extranjera a nuestro país.

El último Barómetro sobre el Comercio de Mercancías advierte que el comercio se debilitará a principios de 2023.