Mérida, Yucatán; 4 de junio de 2021 (ACOM).- Vecinos del barrio de Santa Lucía bloquearon un paradero de autobús que fue instalado frente a sus casas, con el argumento de que este les causa afectaciones.

Los quejosos tomaron pancartas y se plantaron en el sitio donde se detienen los camiones de transporte público, ahí expusieron que el paradero les genera ruido, malos olores y basura, la cual dejan quienes abordan los autobuses.

«Todos los trabajos que se deben de hacer, se hacen con un estudio de impacto. Pocos o muchos, acá hay hoteles, ahí hay una casa. Los señores de esta casa tienen a una chica con capacidades diferentes. El ruido le afecta muchísimo, es malo», señaló Raúl Cortés, uno de los vecinos afectados.

Los vecinos mencionaron que el paradero, ubicado sobre la calle 55 por 58 y 60 del centro, viene causando afectaciones desde septiembre a unas 6 familias que habitan en esta zona, junto con hoteles y restaurantes que también funcionan en este sitio.

Se informó que en varias ocasiones solicitaron al Instituto de Movilidad y Desarrollo Urbano Territorial (Imdut) que el sitio de ascenso y descenso sea removido. Esta instancia respondió de manera parcial la petición.

Los afectados advirtieron que continuarán manifestando su descontento en contra del paradero, hasta que los autobuses sean retirados de la zona.

Durante la protesta, varios usuarios de transporte público tuvieron conflictos para ubicar el autobús, lo que les causó descontento.