La Fiscalía General del Estado (FGE) a través de su Unidad de Investigación y Litigación con apoyo de elementos de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), realizó un aseguramiento ministerial en el municipio de Ixil.

El auxilio policial al personal de la Fiscalía se efectuó en los tablajes 508 de la finca Kansahocop, anexa a San Bernabé, y 950 de la finca rústica Chunup, anexa a Xculix.

Con el propósito de impedir el acceso de las autoridades y así obstaculizar el mencionado procedimiento legal, arribaron más de 100 personas provistas de piedras y objetos punzocortantes, aduciendo que dichos terrenos pertenecen al ejido.

La alcaldesa de Ixil, Sandra Pech Chi acudió al lugar, donde el personal de la FGE le proporcionó documentos que respaldaban la legalidad de la diligencia; después de recibir la información, la alcaldesa se retiró.

Un sujeto que estaba entre los rijosos, aceleró su motocicleta y se proyectó contra los policías, al tiempo que los demás manifestantes les arrojaban piedras.

De esa agresión resultaron lesionados tres policías; el motociclista se golpeó al derrapar. Todos fueron atendidos por paramédicos de la SSP

Desde predios aledaños se escucharon detonaciones de escopeta.

El cerco policiaco contuvo las agresiones y permaneció en el sitio con el fin de salvaguardar la integridad física de la población.

También hubo presencia de elementos de la Guardia Nacional, aunque estos se retiraron, al enterarse de que los policías estatales custodiaban un asunto judicial.