Deben municipios 500 millones de demandas por despidos

Mérida, Yucatán; 19 de octubre de 2018 (ACOM).- La deuda por laudos laborales que han ganado ex trabajadores municipales de todo el estado asciende a unos 500 millones de pesos, cantidad que difícilmente se pueda pagar a los promoventes por lo que varios alcaldes estarían en riesgo de enfrentar procesos penales por esta situación.

Según reportes del Tribunal de los Trabajadores del Gobierno del Estado de Yucatán y Municipios, esta deuda es producto de por lo menos 200 juicios vigentes, en los que el fallo ha sido en favor de los trabajadores, aunque pocos de los demandados han podido cubrir la deuda que tienen.

«Hay muchos municipios que están saturados en cuanto a juicios: por ejemplo, Kanasín, Hoctún y Tixkokob tienen juicios muy antiguos que ya concluyeron y que están en trámite de conclusión para que se cubra el monto. Otros casos son Seyé y Tekax que tiene un adeuda muy fuerte y que también tienen órdenes de un juez para cumplir el pago», informó Cesar Antuña Aguilar, presidente del Tribunal.

Según el Magistrado, Tekax tiene deudas que están entre 8 y 10 millones; Tixkokob, tendría una de 5 millones, al igual que Seyé, aunque refirió que el primer municipio tiene un adeudo global que alcanzaría los 70 millones por lo que remarcó que estos municipios son los más «destacados» en esta situación.

«En total, son casi 500 millones de pesos en deudas de casi 200 juicios que están en trámite de ejecución», externó.

Antuña Aguilar refirió que existe riesgo tanto para el erario de los municipios que tienen deudas laborales, así como para las propias autoridades, pues estas podrían enfrentar un proceso penal debido a la falta de pago de la cantidad estipulada por el juez.

Es por ello, comentó, que recientemente varios de los alcaldes de los municipios ya entablaron diálogos con los ex trabajadores para llegar a un arreglo y así poder cumplir con lo dispuesto en los juicios.

«La opción es llegar a un arreglo para ajustar el monto o un ajuste para el tiempo del cumplimiento, de modo que este procedimiento quede suspendido y a la vez, el trabajador  atendido», explicó.

«No podemos hablar de quitar dinero pero también es un derecho que el trabajador tiene. Por eso es importante que los municipios estén conscientes de esto antes de despedir a algún trabajador», apuntó.

Dijo que al cambiar de administraciones municipales en el estado, se han presentado demandas de trabajadores de Maxcanú, Chapap, Tetiz y otros municipios, procesos que tendrán que atenderse en fechas próximas.

En ese tenor, aceptó que pocas veces las administraciones no tienen dinero para pagar por la demanda, aunque afirmó que para estos casos, se puede hacer convenios para finiquitar el asunto y evitar un riesgo de juicio que podría afectar al municipio.