Torturan y le sacan los ojos a una perrita en Mérida

Perrita

Mérida, Yucatán; 3 de septiembre de 2016 (Thelmo Zapata/ACOM).- Este fin de semana salió a la luz un nuevo caso de maltrato animal en Yucatán.

En esta ocasión, la víctima fue una perra de aproximadamente cuatro años a la que le sacaron los ojos en la colonia Plan de Ayala Sur.

De acuerdo con la activista Connie Sosa, quien ya ha apoyado varios casos de este tipo, el can en cuestión fue sacrificado esta tarde debido a las graves heridas que sufrió.

“La recogí hoy en la mañana porque me comuniqué con la persona que publicó el video en redes sociales, de allí la llevé con el veterinario, quien me dijo que lo mejor que se podía hacer por ella era dormirla”, explicó para Reporteros Hoy.

La perra, que dicho sea de paso estaba embarazada, ya tenía incluso gusanos en uno de los ojos y mucha fiebre, pues el termómetro indicaba 43°C de temperatura, agregó la entrevistada.

“Iba a sufrir mucho si se le dejaba así, si se le cargaba con medicamentos”, sostuvo.

“Además de lo que le hicieron en sus ojos, también tenía quemaduras en el lomo y en un costado del hocico”, precisó.

Según los veterinarios que la atendieron en Planned Pethood, el animal habría sufrido estos ataques desde hace varios días.

Aunque no se sabe con certeza quien o quienes perpetraron este violento acto, vecinos de la colonia, ubicada al sur de Mérida, creen que los responsables serían un grupo de jóvenes que se dedican a consumir enervantes por esos rumbos.

Cabe señalar que, de acuerdo con la fracción V del artículo 407 del Código Penal de Yucatán, comete el delito de maltrato animal quien intencionalmente realice un acto u omisión que ponga en peligro la vida del mismo.

Y, según el artículo 74 de la Ley de Protección de la Fauna del Estado, los violadores de la misma, podrán ser sancionados administrativamente por la Secretaría de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente (Seduma) o los ayuntamientos de su competencia con arrestos de hasta 36 horas o multas de diez a cincuenta mil días de salario mínimo.

Comentarios de Facebook:

comments