Mérida, Yucatán; 26 de abril de 2021 (ACOM).- La temporada de calor ha dejado un elevado número de personas con males estomacales, muchos producidos por alimentos en mal estado, por lo que se recomienda mantener medidas en el cuidado de la comida y de preferencia no comer en la calle.

Andrea Paredes, médico familiar del hospital rural del municipio de Baca, informó que en las últimas semanas el número de pacientes con cuadros gastrointestinales se ha elevado de manera notable, debido en gran parte a la ingesta de alimentos en mal estado con repercusiones de diarrea, vómitos y dolores de estómago.

Explicó que entre marzo y agosto las altas temperaturas pueden descomponer rápidamente los alimentos y mucha gente come en la calle o consume productos en puestos y sitios con poco aseo, lo que provoca la ingesta de alimentos expuestos durante mucho tiempo al medio ambiente y posiblemente en mal estado.

Indicó que la población debe de tener cuidado y atender las medidas de aseo e higiene, principalmente en los sitios públicos donde se venden alimentos, frutas y refrescos embotellados sin marca, porque no siempre son realizados o elaborados con medidas de seguridad apropiada.

Sobre este mismo tema, Joaquín Martínez Campos, médico del hospital O’Horán, señaló que en las últimas dos semanas se han reportado numerosos casos de diarrea y vómito en la consulta familiar, principalmente de niños, producto de males gastrointestinales.

Es común que en esta temporada se presenten este tipo de problemas, abundó, pero es importante que la población atienda las medidas de higiene que se requieren, principalmente las amas de casa para que verifiquen los alimentos que se sirven en la mesa.

“Es usual comprar alimentos en la vía pública y buscar productos refrescantes para el calor, pero es importante mantener estos productos en sitios frescos y no consumir fruta o comida expuesta mucho tiempo al sol”, recomendó.

Además, los reportes de sofocos por golpes de calor se han incrementado, las temperaturas diarias han superado los 40 grados y la sensación térmica por arriba de esa temperatura, por lo que se recomienda mantenerse a la sombra.

Destacó que las medidas son importantes y la población debe de atender a tiempo los problemas de mareos y nauseas debido al calor. De la misma forma, se recomienda tomar agua para mantenerse hidratados ya que, el sudor y los excesos en movilidad son fatigantes, sobre todo para las personas mayores de 60 años.