Kinchil, Yucatán; 18 de abril de 2022 (ACOM).- Una familia de turistas que iban a bordo de un Sentra sufrió una dramática volcadura la tarde de ayer, luego que la guiadora se orillara de más en el kilómetro 64 de la carretera Kinchil-Celestún.

La mujer conducía el Nissan con matrícula yucateca (YZV-466-B), con rumbo a las playas de Celestún encluso llevaba a dos niñas y otro muchacho, al parecer sus hijos para que pasen una tarde de diversión y chapuzón en el mar de dicho municipio costero.

En eso estaban cuando la señora se orilló apenas de esa angosta vía federal, por lo que al tratar de regresar al camino, perdió el control del volante, se salió por el carril contrario y dio varias volteretas dentro de los matorrales, hasta terminar llantas arriba.

La automovilista y sus hijos fue auxiliada inmediatamente por sus parientes quienes circulaban a bordo de otros automóviles detrás de ella.

Al final paramédicos de la Cruz Roja arribaron para atender a dos lesionadas que resultaron con varios golpes, una de ellas menor con una cortada en la pierna derecha.

El compacto rojo acabó como pérdida total, mientras que la conductora y su hija fueron llevadas a una valoración general en un hospital de la capital yucateca.