Yaxcabá, Yucatán; 21 de agosto de 2021 (Bernardo Caamal Itzá).- Más de 3,000 habitantes de las comunidades mayas que pertenecen al municipio de Yaxcabá, continúan sin energía eléctrica y agua potable, desde el pasado jueves 19 de agosto, y denuncian abandono de las autoridades.

A través de un escrito que hicieron llegar a nuestra redacción la mañana de este sábado, describieron la situación en que se encuentran después del paso del ciclón o chak ik’aal “Grace”.

Comunidades como Huechebalam, con más de 200 habitantes, tienen graves problemas de desabasto de agua, y están recurriendo a consumir de los pozos artesanales, aunque eso representa graves peligros a la salud debido que, después de las intensas lluvias, hay una grave contaminación del manto freático que se encuentra a menos de 30 metros del nivel del mar.

Las localidades que se encuentran bajo la penumbra de los servicios y de la falta de atención de los 3 niveles del gobierno, esta Tahdzibichén, Tiholop, Canakon, San Pedro, Huechebalam, Tiholop, Sipché, Tinuncah, San Marcos, Xlapak y Xnikteil.

En el documento que envían, señalan “es posible que así estén las comunidades de Kankabdzonot, Chimay, Santa María, Yaxunah y Yokdzonot Hu”, pero no se pueden comunicar.

Asimismo, acompañaron en un escrito enviado por WhatsApp, con imágenes de la situación de sus abejas, las milpas y de los solares.

En gran parte de las comunidades mayas del estado de Yucatán y de gran parte del territorio del sureste mexicano, no cuentan con los servicios de la telefonía domiciliaria, ya que en estos lugares solo funcionan las redes sociales, como el Facebook y el WhatsApp.

Desde luego, previo al impacto del Chak ik’aal y durante esos momentos en que arriba a tierras mayas, el fluido eléctrico se interrumpió y lo mismo sucedió con los servicios de internet y de telefonía, y con la incomunicación, lo que terminó por agravar la situación de las comunidades ubicadas por el sureste de la cabecera municipal de Yaxcabá.