Mérida, Yucatán; 4 de junio de 2022 (ACOM).- Sigue pendiente la distribución de la iniciativa para crear la Ley de Aguas de Yucatán, en el seno de la comisión de Medio Ambiente del Congreso del Estado.

La representante de la bancada de Movimiento Ciudadano (MC), Vida Gómez Herrera, quien presentó la iniciativa, detalló que es urgente dar celeridad a este proceso, pues cada día crece la petición ciudadana en torno a la promoción de acciones que protejan el agua de Yucatán.

«Hasta donde tengo conocimiento, la propuesta no se ha repartido en la comisión correspondiente, que es la comisión de Medio Ambiente. Por supuesto que es urgente, es una manifestación diaria de muchos ciudadanos que legislamos en lo que respecta al tema del agua, en lo local», explicó.

Se informó que la iniciativa, que consta de 162 artículos divididos en 8 títulos, contiene propuestas para garantizar el acceso y la calidad del agua, la protección del acuífero y recursos naturales.

Propone sustituir a la Junta de Agua Potable y Alcantarillado de Yucatán (Japay) por una Comisión Estatal del Agua, organismo descentralizado que tendría facultades normativas y de vigilancia y sanción, así como de planeación sobre los recursos hídricos, junto con acciones para registrar, vigilar y proteger los cuerpos de agua propios de la región como son los cenotes y aguadas, con normas que regulen su explotación y uso.

También comprende que los notarios, al momento de realizar operaciones de predios que tengan cenotes y aguadas, estén obligados a reportar su existencia y características; asimismo, medidas para cuidar la integridad de cenotes y aguadas que son explotados, como la prohibición de utilizar jabones, detergentes o bronceadores no biodegradables.

En cuanto a las instalaciones industriales y ganaderas como granjas avícolas y porcícolas de cualquier tamaño, se establece la obligación de distancias mínimas hacia un cenote, acompañadas de requisitos y utilización de instalaciones especiales para garantizar que no se contamine el acuífero.

Gómez Herrera recordó que para elaborar la propuesta se efectuaron varios foros de consulta ciudadana y especializada para generar un producto acorde a las necesidades actuales del estado.

«La propuesta que derivó de muchos foros con gente especialista, académica, científicos y ciudadanía porque fuimos a los municipios a hacer parlamento abierto. Yo le pedí al presidente de la comisión que hiciera más parlamento en cuanto a la discusión de esta iniciativa pero que ya se pudiera  empezar esta discusión porque, reitero, en Yucatán no tenemos un problema de falta de agua, todavía, existe pero no es tan grave», dijo.

«Lo que sí es grave es la contaminación y tenemos que cuidar este líquido vital. Siempre que se haga un ejercicio de escucha, lograremos garantizar que sea una ley para todos los sectores», externó.